El mal inicio de los palentinos fue la clave del partido.

Varias canastas fáciles y dos triples ponían a los locales con una ventaja que se mantendría todo el partido.

 

La poca fluidez en ataque se traducía en balones perdidos que eran aprovechados por La Flecha al contraataque. Al final del primer periodo 26-12 para el equipo local.

 

El segundo cuarto Filipenses aumentó su nivel defensivo, redujo las pérdidas y controló el rebote, pero no daba con la tecla para bajar de los 10 puntos, pese a la igualdad en el cuarto (21-20), se llegaba al descanso con una diferencia de 15 (47-32).

 

La vuelta de los vestuarios supuso un cambio de aire y de ilusiones para trabajar para la remontada, pero cada vez que Filipenses se acercaba en el marcador, una sucesión de errores les devolvían a la veintena de puntos de desventaja (68-41 al final del tercero).

 

El último periodo, el único parcial que consiguió ganar Filipenses, fue un calco de los dos anteriores, tras un par de acciones positivas venían dos errores que devolvían a La Flecha la ventaja.

 

Filipenses nunca bajó de la barrera de los 13 puntos, aunque lo intentó desde la defensa, pero la cantidad de balones perdidos en ataque (23), fue el lastre que hizo que los puntos se quedasen en Valladolid.

 

Con la disputa del partido aplazado, Filipenses en 7º con 4 victorias y 5 derrotas, y este sábado recibe al Cantbasket (5º con 5-4) en el último partido de la primera vuelta, con la intención de mejorar prestaciones y conseguir la 5ª victoria de la temporada.

 

*Imágenes cortesía de SERGIO MAZUELAS de C.B. La Flecha.